Desfalca ENSFO al erario; cuesta más de 79 millones de pesos mantenerla activa

0
296

• Maestros con plazas, que ya perciben como salario 58 millones de pesos, quieren ser contratados ilegalmente como Asesores Externos en la Escuela Normal Superior Federal de Oaxaca

Oaxaca de Juárez, Oax. 15 de julio de 2021.- Con un esquema de corrupción y desorden en el área administrativa, que para directivos y un grupo de docentes-alumnos representa jugosas ganancias, la Escuela Normal Superior Federal de Oaxaca (ENSFO), representa un gasto para la sociedad de más de 79 millones de pesos anuales, entre pagos de salarios a la plantilla docente y gastos de operación.

De acuerdo con una revisión en el portal del Fondo de Operación para la Nómina Educativa FONE, de los 194 supuestos Asesores Externos de ese plantel, 140 de ellos ya son trabajadores del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca en los diferentes niveles de Educación Básica y Normales, percibiendo un salario que representa una afectación anual al presupuesto de 58 millones 787 mil pesos, para quienes con acciones de presión y chantaje un reducido grupo pretende obtener más dinero.

Lo anterior, aunado a la plantilla permanente de la ENSFO de 63 trabajadores, que representa una afectación anual al erario de 21 millones 129 mil 627 pesos suman en total más de 79 millones de pesos ya devengados en mantener esta escuela donde se han encontrado grupos de 4 alumnos.

Ya son varios años en que impera el desorden y el descontrol en esta Escuela Normal, la cual fuera de las normas cambió la plantilla de maestros sin la aprobación de la Secretaría de Educación Pública (SEP) ni del IEEPO, siendo docentes que no cuentan con el perfil para dar clases y que han estado totalmente ausentes en el periodo de pandemia.

Además, los directivos se han negado a informar cuántos alumnos están inscritos en la sede y las subsedes, dato del que ha trascendido que no son más de 40 en total en las 10 especialidades que ofertan, lo que supone unos cuatro alumnos por especialidad, sí se distribuyeran de manera equitativa.

Ahora, aunque no hay evidencia de sus trabajos durante este año y medio de pandemia, demandan el pago de siete millones 76 mil 250 pesos, para personal de la planta permanente, por acudir a trabajar en el periodo vacacional. Y eso son solo algunas de sus demandas porque hay más, todo ello, por supuesto, violando toda normatividad y pasando por alto un cúmulo de anomalías.